Cómo mezclar “Despacito”, Neurociencia y Entrepreneurship

(muéstrame el camino que yo voy...)

Cómo mezclar Despacito, Neurociencia y Entrepreneurship

Tan importante cómo ‘de dónde surgen las ideas’ es ‘de dónde sacar la inspiración que me mueva a la acción’.

Bien, aquí va un ejemplo personal, a partir de la letra de la canción de Luis Fonsi y DY.

A partir de ahora, tratá de pensar en tu PROYECTO de esta manera (y hablale así):

“Sí, sabes que ya llevo un rato mirándote”:

Si bien una idea puede surgir en un segundo, normalmente es el resultado acumulado de haberle dado vueltas una y otra vez a una cuestión, problema o negocio, hasta que la misma maduró lo suficiente como para manifestarse. Es más, puede que la idea que surgió no haya sido exactamente lo que estabas buscando, pero atendé y valorá lo que ha surgido, porque es producto de 100 mil millones de neuronas, conectándose entre sí (y trabajando para vos, gratis), en forma consciente e inconsciente. Sos vos mism@ en estado de evolución manifiesta.

“Me voy acercando y voy armando el plan”:

Nadie puede aprovechar una idea viéndola desde afuera… ¿Cuántas veces te ‘tiraron’ ideas y decidiste no hacer nada, por más ‘buenas’ que ‘alguien’ insistió en que eran?  De hecho a nuestras propias ideas no les damos curso si no las exploramos un poco más. Te propongo algo: a las que te seducen durante un segundo, quiero que les hagas un zoom virtual y las anotes, las pongas a un costado y comiences a pensar un plan para ellas. No tienen que ser algo que cambie el mundo, solo tienen que estar en línea con tu mensaje.

Se trata de ser congruente. Por ejemplo, me gusta la música, pero no estoy ahora describiendo una canción que me gusta de Alan Jackson, sino una que tiene que ver con tu costado emprendedor… ¿Ves? Todo tiene que ver con todo. Relacioná, conectá (con tu público al que servís), armá un plan, llévalo a la práctica. En el ejercicio está el liderazgo.

“Ya, ya me está gustando más de lo normal”:

La verdad que la idea de conectar ‘Despacito’ con el lado entrepreneur de las cosas me sonó algo superficial al principio (en realidad desubicado) pero de a poco (de hecho, mientras escribo) me va gustando más de lo normal. Hasta pienso que si en las metadata, título, H1, tags de WordPress escribo palabras relacionadas con la canción, el tráfico a mi blog será mayor…

Nunca pensé eso mientras escuchaba la canción (y la cantaba) en el auto, pero quiero que veas cómo la señales eléctricas del cerebro están a full, contribuyendo a mi idea. De hecho, una sustancia clave como la serotonina está siendo liberada por mi cerebro en este momento, lo que genera bienestar y felicidad (tendrías que ver mi cara mientras escribo! J y me permitirá mantener equilibrado mi estado de ánimo), algo que me ayudará en la reunión que tendré por la tarde…

“Solo con pensarlo se acelera el pulso”:

Claro, mi cerebro sigue funcionando; ya lo estoy visualizando en Linkedin, Twitter y demás. Ya veo likes y retweets. Y algún que otro comentario, de esos que se alinean con mi misión. Perfecto. El pulso se acelera. No tengo miedo de lo qué dirán. Sobre todo porque nunca me pensé que iba a escribir este post, sino que surgió y salió. Empiezo y termino. Otro ejemplo de ‘tarea cumplida’. De esas que ‘nutren’ al solopreneur, al emprendedor y a todos los que hacen negocios y venden sus servicios desde afuera.

“Y es que esa belleza es un rompecabezas”:

Fíjate que cualquier idea que quieras perseguir, de entrada puede generarte la idea de ‘es muy complicado’, ‘no sé de dónde voy a sacar (x recursos)’. Y si no lo pensás vos, alguien te lo va a decir. Claro que es un rompecabezas – si fuera fácil todos lo harían -.

Avanzá esa milla extra y, aunque sea despacito, hacelo.

Sustancias y sinapsis te estarán acompañando en silencio.

Pasá de la intención a la acción.

Y hacelo hasta que las olas griten Ay Bendito…!

Abrazo grande y buen fin de semana,

Alejandro

_____________________________________________________________________

Otros post relacionados: